El Ocelote (Leopardus pardalis) es una especie que predomina en el territorio mexicano, especialmente en Nayarit” afirmó Mauricio Cortés director del programa de recuperación de especies amenazadas de Pronatura Noroeste (PNO), al comentar los avances en el monitoreo de felinos en Nayarit. “No muchos realizan investigación de este mamífero, por su menor tamaño y porque es más carismático el Jaguar (Panthera onca), que también vive en esta zona”, concluyó.

El monitoreo de Ocelote y Jaguar arroja importante información que permite determinar el estado general del medio donde viven porque estos animales funcionan como reguladores dentro del ecosistema completo. El seguimiento se realiza mediante cámaras trampa, que registran foto fija y video, colocadas en la finca “La Papalota”; la instalación de las cámaras y el rastreo lo realizan el propio Mauricio Cortés en colaboración con el biólogo Víctor Hugo Vázquez Morán, director de la Reserva de la Biosfera Marismas Nacionales e Ignacio Vallarta gerente del sitio. La finca donde se han registrado estos felinos tiene una superficie de 389 hectáreas, está ubicada dentro de la Reserva y es una de las primeras propiedades cuyos dueños destinaron voluntariamente a la conservación.

El programa de Protección y recuperación de especies amenazadas de PNO tiene el objetivo de promover la conservación de hábitats críticos y la conectividad biológica de especies amenazadas, como una medida para frenar el deterioro del ambiente y facilitar su recuperación.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on Pinterest