Las Áreas Naturales Protegidas (ANPs) son la herramienta más versátil y poderosa para la conservación de la naturaleza. Con relativamente poca inversión pública, cubren las zonas más representativas e importantes en cuanto a la biodiversidad, paisajes y fenómenos naturales de México.

En zonas remotas de nuestro país, las ANPs representan muchas veces la única presencia gubernamental permanente, sirviendo como marco administrativo local y como plataforma para la participación e involucramiento público en los procesos de toma de decisiones sobre el uso y la protección de los recursos naturales.

Pronatura Noroeste tiene una larga historia de colaboración con la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas. En sus más de 20 años de vida, nuestra organización ha aportado recursos y apoyo técnico para mejorar la operación de las ANPs ya establecidas, y ha promovido activamente la creación de otras nuevas, como un elemento fundamental en su estrategia de conservación regional.

México es uno de los cinco países que, a nivel mundial, ostenta la calificación de “megadiverso”. Honrando esta distinción, es nuestra responsabilidad consolidar el sistema de ANPs existentes, y a la vez proteger nuevas áreas en los numerosos territorios de alto valor biológico que aún requieren atención. Aprovechadas de forma sostenible, las ANPs representan una fuente inagotable de recursos para el desarrollo de las comunidades locales.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on Pinterest